Superman: Identidad Secreta

Guión: Kurt Busiek
Dibujo: Stuart Immonen
Contiene: Superman Secret Identity #1 al 4
Tomo Planeta. 210 páginas. 12€

Photo Sharing and Video Hosting at Photobucket

Te llamas Clark Kent, como el héroe de los cómics, el cine y la TV más conocido como Superman. Desde que naciste, todo el mundo ha hecho coñas al respecto. Te han regalado todo tipo de merchandising relativo al personaje. Los cómics. Las películas. Estás hasta la coronilla de Superman. Y un día vas y descubres que tienes sus poderes… ¡¡Ahora vas y la cascas!!

Algo así es el comienzo de esta historia. Una historia llena de momentos a recordar, de escenas memorables, de gran ternura y, sobre todo, de mucha humanidad. Antes de continuar, he de decir que a mí Superman no me llama la atención especialmente. Me parece un personaje inverosímil. Puede hacer de todo. Tiene superfuerza, superoído, supervista, supervuelo, superaliento, superperro, superpedos, gasolina super…  super de todo, vamos. Un tío así tendría que dedicarse, si acaso, a dar leches y más leches a sus enemigos y ya está. Te quitas de en medio a los malosos y salvas a las víctimas. Sin problemas. Me cuesta entender que, cerca de un siglo después de su creación, sigan surgiendo historias sobre él. Por eso, cuando Txiki y Mushu me contaron de qué iba esta historia, me apeteció leerla. Y Txiki, mi bibliotecario particular, me la prestó.

¿Qué tiene de bueno esta historia? Pues que va de Superman, pero sin ser Superman. Habla del concepto del superhombre y va más allá del personaje de DC (y de Nietzsche. ejem). Habla de la responsabilidad (sí, lo de “todo gran poder conlleva una gran responsabilidad” está presente en buena parte de la historia), habla de afrontar tus decisiones y acciones, habla de madurez, habla de cómo atreverse a compartir con alguien tus miedos, secretos, sentimientos… en definitiva, de cómo encontrar a la persona con la que ser tú mismo. Habla también de los procesos vitales más importantes: el desarrollo personal en la adolescencia (que por muy traumático y muy similar al de Peter Parker o al del Clark Kent de esta historia que sea no marca tanto como parece en la edad adulta), el enamoramiento, los hijos, el temor a que le suceda algo a quienes amas, la toma de decisiones incómodas en busca de un futuro mejor… Todo esto a través de la figura de Clark Kent, quien se viste como Superman para salvar gente. Quien es acosado por el gobierno de los EEUU. Quien decide pactar con sus enemigos y trabajar para ellos para lograr mayor seguridad para sus hijas. Quien tiene una vida secreta como héroe que nunca se lleva los méritos. Quien, en la vejez, va volviendo a saber lo que significa ser nuevamente humano, pero sólo físicamente, puesto que nunca perdió su humanidad pese a sus poderes.

Vamos, que para ser una historia de “Superman”, se centra más en lo de “man” que en lo de “super” y nos proporciona una historia que tiene de todo. Humor (ese encuentro con Lois, los nombres de sus nietos), amor, pasión, aventura, conspiraciones gubernamentales, aventuras de instituto, … El principal acierto de Busiek es, como se menciona en la contraportada, dar la voz narrativa a Clark en los textos de apoyo. Se consigue una introspección que pocas veces he podido disfrutar tanto. Es el mejor acercamiento a la figura de un superhéroe, pero desde el punto de vista del hombre tras las mallas, que he leído.

En el apartado gráfico, Stuart Immonen está, simplemente, soberbio. Este autor tan camaleónico me sorprende aquí desde la primera página y, si ya la historia era buena, gracias al dibujo esta “novela gráfica” pasa a ser excelente. Immonen está aquí lejos de ser el dibujante casi cartoon de Nextwave o Ultimate X-Men. Lleva a cabo un dibujo mucho más “realista”, más estilizado y profundo. Hay mucho cuidado en los fondos y en las expresiones. La narrativa es casi perfecta. Y, encima, el coloreado digital directamente sobre sus lápices le da aún mayor calidad.

Recomendado a: cualquier lector en general (que la introducción explica muy bien que es un Elseworlds y nadie se perdería). Fans de DC y de Superman.

Valoración: Muy recomendado.

Anuncios

Una de mini-reseñas

Aniquilación #4

Contiene: Annihilation #1 al 5
Guión:
Kieth Giffen
Dibujo:
Andrea DiVitto
Tomo Panini. 144 páginas. 9,75 €

Qué final de saga. Las miniseries anteriores han constituido una excelente aproximación al conflicto y una actualización de varios de los personajes principales: Nova, Drax, SuperSkrull, Estela Plateada, Ronan y, cómo no, Annihilus y sus huestes. Si a lo largo de todo el transcurso de los acontecimientos previos hemos sido testigos de la devastación, del sacrificio de héroes, soldados y planetas; del cambio en el status de muchos personajes y de momentos tan dramáticos como la derrota de Galactus, ahora está todo preparado para enfrentarse ¿definitivamente? contra Annihilus. La resistencia está al borde de la extinción. Los Skrulls casi han desaparecido. Ronan debe lograr derrocar a la casa Fiyero si quiere dar a los Kree una oportunidad para sobrevivir. Nova y el ex Starlord coordinan a la resistencia junto a Gamora. Phyla Vell da a Drax la noticia de que Dragón Lunar ha caído en manos de Thanos.
Todo está listo para una guerra total.Momentos sorprendentes: Drax cumpliendo la misión para la que fue creado. Galactus desencadenado. Ronan y la Inteligencia Suprema. Giffen lleva a cabo una gran labor en esta miniserie final. Coordinar una historia tan vasta como ésta debe de ser algo titánico, sobre todo si se quiere dejar con un final redondo o, por lo menos, tan llamativo como el que tiene esta historia. No es de extrañar, por tanto, que, dado el buen hacer del guionista, la historia acabe de forma abierta para explotarla en las continuaciones que se están publicando actualmente en los USA. Aniquilación es una joya que, esperemos, no debería desvirtuarse demasiado.

Lobezno #20

Contiene: Wolverine vol 3 46 y 47
Guión: Marc Guggenheim
Dibujo: Humberto Ramos.
Panini. 48 páginas. 3,25€

Curiosamente, creo que no muchos esperaban demasiado de este Tie-In de la Civil War y, sin embargo, es magnífico. Una saga con acción a raudales, algunas burradas, humor (¡¡¡Logan hace chistes!!!) y una historia que es lógica con la forma de pensar del personaje. Por fin alguien hace una historia decente de Lobezno en la que Lobezno se comporta como realmente es. Millar lo desquició. Daniel Way lo ha llevado por caminos que a saber a dónde le llevan. Lástima que Marc Guggenheim no vaya a durar mucho. Ah, Humberto Ramos dibuja de vicio en esta saga.

Invencible: Auténticos Desconocidos

Contiene: Invincible 9 al 13
Guión: Robert Kirkman.
Dibujo: Cory Walker
Aleta. 138 páginas. X €

Kirkman, Kirkman… ¡¡qué gran escritor eres cuando quieres (olvidémonos de Ultimate X-Men por ahora)!! En los 13 números que he leído de esta serie hasta este tomo ya has conseguido crear un icono moderno. Mark Grayson ya tiene más carisma que personajes que llevan pululando por otros universos más de 20 años. Tiene un trasfondo propio (vale, no muy original, es una mezcla entre Superman, Spiderman y Robin, pero bien hecho), genera interés y la serie avanza con un ritmo trepidante pese a estar en plena época de la descompresión. En este tomo, Omni-Man revela a su hijo la verdadera razón por la que está en La Tierra y el auténtico peligro que su raza representa para el cosmos y esto provoca un enfrentamiento entre padre e hijo y, tras esto, un cambio de status para Invencible, su madre y sus dos mejores amigos. Kirkman dice que este giro argumental estaba planeado desde el principio y, sinceramente, yo me lo creo. Esta serie no es ningún cliché andante. Ahora a comprarme el sexto tomo.

Lecturas semanales (20 al 27 de agosto).

Aniquilación #4: Qué final de saga. Las miniseries anteriores han constituido una excelente aproximación al conflicto y una actualización de varios de los personajes principales: Nova, Drax, SuperSkrull, Estela Plateada, Ronan y, cómo no, Annihilus y sus huestes. Si a lo largo de todo el transcurso de los acontecimientos previos hemos sido testigos de la devastación, del sacrificio de héroes, soldados y planetas; del cambio en el status de muchos personajes y de momentos tan dramáticos como la derrota de Galactus, ahora está todo preparado para enfrentarse ¿definitivamente? contra Annihilus. La resistencia está al borde de la extinción. Los Skrulls casi han desaparecido. Ronan debe lograr derrocar a la casa Fiyero si quiere dar a los Kree una oportunidad para sobrevivir. Nova y el ex Starlord coordinan a la resistencia junto a Gamora. Phyla Vell da a Drax la noticia de que Dragón Lunar ha caído en manos de Thanos. Todo está listo para una guerra total.Momentos sorprendentes: Drax cumpliendo la misión para la que fue creado. Galactus desencadenado. Ronan y la Inteligencia Suprema. Giffen lleva a cabo una gran labor en esta miniserie final. Coordinar una historia tan vasta como ésta debe de ser algo titánico, sobre todo si se quiere dejar con un final redondo o, por lo menos, tan llamativo como el que tiene esta historia. No es de extrañar, por tanto, que, dado el buen hacer del guionista, la historia acabe de forma abierta para explotarla en las continuaciones que se están publicando actualmente en los USA. Aniquilación es una joya que, esperemos, no debería desvirtuarse demasiado.

Photo Sharing and Video Hosting at Photobucket

Green Lantern #5: tenía este número traspapelado para terminar con la miniserie (española) de Hal Jordan previa a las Crisis. No es gran cosa este número. Salvo la parte relacionada con Batman. Aquí me bajo de esta serie, que el Lantern que mola de verdad es Kyle (y Guy Gardner, of course).

Jóvenes Titanes 1 Año Después #1 y 2: Me gusta que esta serie, pese a los cambios, se mantenga con una dinámica similar a la anterior a las Crisis Infinitas. Johns sigue molando. Y Tony Daniel, aunque a no sea el que conocí en X-Force, sigue estando muy bien. La historia hasta ahora: tras las Crisis, los Jóvenes Titanes no consiguen tener un grupo estable ni cinco minutos. Robin hace lo que puede, pero sin Wonder Girl, Cyborg, Raven y Changeling, el grupo se desestabiliza tan rápidamente como los clones de Superboy que Robin intenta hacer para traer de vuelta a su mejor amigo. Además, Mallah yCerebro intentan por todos los medios clonar un cuerpo para éste último, pese a que en un año nadie ha podido hacerlo (cosas de las Crisis), para consumar su amor (… zoofilia gay…). Me gusta que le den para el pelo a Niles Caulder, qué tío pesado (ni Xavier en Marvel…). La interacción entre la Doom Patrol y los Titanes, muy buena. Mi serie favorita de DC en estos momentos.

Patrulla X #20: Brubaker aprovecha los números dibujados por Clayton Henry para contar flashbacks de la vida de Vulcano y para mostrarnos su avance por el Imperio Shi’ar. Los dibujados por Billie Tan constituyen más directamente la parte central de la historia, esta space-opera orquestada por el guionista de Génesis Mortal, en la que los Shi’ar, que se han librado de la Oleada Aniquiladora, sabrán lo que es la ira de Vulcano. No son buenos tiempos para vivir fuera de La Tierra (ni dentro de ella tampoco…). Me va gustando esta historia, aunque aún los X-Men de Carey están por encima en mi escala personal.

Outsiders #1 y 2: Como el mundo cree que murieron en las Crisis, los Outsiders ahora son un grupo de acción extrema que trabaja como los equipos de inteligencia. Un cambio radical para la serie que no les queda nada mal. Una duda, ¿lo de Jaque Mate viene de 52?

Lobezno #20: Curiosamente, creo que no muchos esperaban demasiado de este Tie-In de la Civil War y, sin embargo, es magnífico. Una saga con acción a raudales, algunas burradas, humor (¡¡¡Logan hace chistes!!!) y una historia que es lógica con la forma de pensar del personaje. Por fin alguien hace una historia decente de Lobezno en la que Lobezno se comporta como realmente es. Millar lo desquició. Daniel Way lo ha llevado por caminos que a saber a dónde le llevan. Lástima que Marc Guggenheim no vaya a durar mucho. Ah, Humberto Ramos dibuja de vicio en esta saga.

Invencible: Auténticos Desconocidos: Kirkman, Kirkman… ¡¡qué gran escritor eres cuando quieres (olvidémonos de Ultimate X-Men por ahora)!! En los 13 números que he leído de esta serie hasta este tomo ya has conseguido crear un icono moderno. Mark Grayson ya tiene más carisma que personajes que llevan pululando por otros universos más de 20 años. Tiene un trasfondo propio (vale, no muy original, es una mezcla entre Superman, Spiderman y Robin, pero bien hecho), genera interés y la serie avanza con un ritmo trepidante pese a estar en plena época de la descompresión. En este tomo, Omni-Man revela a su hijo la verdadera razón por la que está en La Tierra y el auténtico peligro que su raza representa para el cosmos y esto provoca un enfrentamiento entre padre e hijo y, tras esto, un cambio de status para Invencible, su madre y sus dos mejores amigos. Kirkman dice que este giro argumental estaba planeado desde el principio y, sinceramente, yo me lo creo. Esta serie no es ningún cliché andante. Ahora a comprarme el sexto tomo.

New X-Men #24: el anterior número era una auténtica pasada, por lo que éste es un tanto más… corriente, eso sí, sin dejar de estar más que bien. Descubrimos por fin la procedencia del nuevo Nimrod, vemos cómo la Patrulla X prefiere ir a la boda de Tormenta que escuchar a sus estudiantes, que han dado con la identidad del asesino de Ícaro y somos testigos de cómo los futuros Hombres X se ganan sus insignias en forma de X yendo al rescate de Forja. A ver cómo se desarrolla la pelea. Gran serie, sí señor, siempre deja con ganas demás.

Ultimate Spiderman #14 y 15: concluye la saga con Morbius, que no sabemos si es amigo o enemigo, con un par de momentos “a lo Buffy”, con Ben Urich curado y con Peter traumatizado por haber sido mordido por un chupasangres. MJ le consuela y eso causará tensiones con Kitty Pryde. El anual que incluye el número 14 pues… sí, entretenido. Foggy Nelson, Matt Murdock, Kingpin, Punisher y un par de gangster puluan por ahí (estando Bendis por medio pues era de esperar) y se cargan a Jean De Wolfe por zorra. En el #15 comienza la saga del clon y, de momento, esto pinta con que vamos a tener clones de Peter de todo tipo y condición. Me gusta, me gusta.

Photo Sharing and Video Hosting at Photobucket

Civil War #2: Entre que ya me la leí en inglés y no tengo prisa por ver cómo se desarrolla y que siempre espero a la edición normal (que llega después de la especial) me leo esta serie sin tener en cuenta sus tie-ins ni nada. Así que hay cosas que se me pasan por alto, pero, bueno, algún día, cuando la tenga completa, la leeré en orden y dejaré de tener esa sensación de que este número es una especie de collage… o de puente… para enlazar lo que ocurre en los Tie-ins. Tuve esa sensación cuando lo leí en inglés y ahora igual…Lo cual no quiere decir que no me guste. Además, es un número que formará parte de la historia de Marvel para siempre (o hasta que vuelvan a meter a Spider-Man en el armario).

Lista de la Compra Planeta Septiembre

DC Presenta 05: Jóvenes Titanes Nº 03, de Geoff Johns y Tony Daniel
Edición Original: Teen Titans Nº 38 y 39 USA
Comic-book. 48 págs. 3,5 €

Clásicos DC: Nuevos Titanes Nº 20, de Marv Wolfman y George Perez
Edición Original: New Teen Titans Nº 9 a 12 USA
Libro rústica. 104 págs. 7,5 €

The Sandman Nº 16 (Serie regular), de Neil Gaiman y Shawn Mcmanus
Edición Original: The Sandman Nº 31 y 32
Libro rústica. 64 págs. 3,5 €

Y, El último hombre Nº 12 (Serie regular), de Brian K. Vaughan y Pia Guerra
Edición Original: Y the last man Nº 23 y 24 USA
Libro rústica. 48 págs. 3,5 €

Posibles: En cuanto decida si continúo o no con 52 y Hellblazer…

Hellblazer Nº 22 (Serie regular), de Garth Ennis, Tom Sutton y Will Simpson
Edición Original: Hellblazer Nº 43 y 44 USA
Libro rústica. 48 págs. 3,5 €

52 Nº 17, Nº 18, Nº 19 y Nº 20, de varios autores
Edición Original: 52 Nº 17, Nº 18, Nº 19 y Nº 20 USA
Comic-book. 24 págs. c/u. 1,75 € c/u

Fuente: El Rincón de Historias

Una de mini-reseñas

JSA Clasificado #2

Contiene: JSA Classified #5 al 9
Guión: Jen Van Meter y Peter Tomasi
Dibujo: Patrick Oliffe y Dan Kramer
Tinta:Ruy Jose, Drew Geraci, Keith Champagne
Planeta de Agostini. Tomo 128 páginas. 9,95 €

El primer tomo, sin estar mal, me pareció que no era para echar cohetes. Sin embargo, este segundo tomo supone una clara mejora. Honor entre Ladrones, la primera historia, a manos de Jen Van Meter y Patrick Oliffe, supone una mirada desde dentro a un grupo de villanos. La Sociedad de la Injusticia es un grupo que había pasado alguna que otra vez por la serie principal y que aquí vemos a través de los ojos de uno de ellos, quizás el “alma del grupo”, Icicle. No es una historia que esté especialmente bien levada, pero sí que deja buen recuerdo y tiene un par de giros argumentales interesantes. El dibujo de Oliffe cumple. La segunda saga, La Lanza y El Dragón, está a manos de Peter Tomasi y Don Kramer y, aunque es menos interesante que la anterior, se deja leer y cumple con dos semi Tie-Ins de las Crisis Infinitas 2 (que no sabía yo que transcurrían en fin de año, pero claro, tampoco me las leí ni pienso hacerlo). Lo más que me ha gustado es el artículo final del tomo repasando la trayectoria de la Sociedad de la Injusticia desde los años 40 hasta la actualidad. Son artículos como estos los que consiguen lectores y, probablemente, los que, a la larga, harán que DC arraigue en España en detrimento de Marvel, cuyas ediciones siguen sin contener “extras” de un mínimo de calidad (las presentaciones de Clemente cumplen y las de Raimon son adlianas, pero ya está, nada de artículos informativos para conseguir nuevos lectores).

Ultimates 2 #8

Contiene: The Ultimates 2 #13
Guión: Mark Millar
Dibujo: Bryan Hitch
Tinta: Paul Neary
Panini, 40 páginas (incluido desplegable). 4,00€

Y se acabó. Millar y Hitch culminan su etapa en The Ultimates y lo hacen con un especial espectacular en el dibujo y realmente soso en el guión. Normal porque el último número tiene 8 páginas de poster central (y sin chica desnuda) y el resto de las páginas son splash pages o semi splash pages, eso sí, dibujadas de la leche. Se atan cabos sueltos como lo de la Viuda Negra. Thor y los asgardianos derrotan a Loki. Los Ultimates dejan de trabajar para los USA. Tony Stark encuentra nueva chica con la que pasar el mes. Wanda flirtea con Ultrón. Mercurio tiene poses amaneradas, Hany Pym acaba en la cárcel. ¿He dicho ya que el dibujo mola?

Lecturas semanales (6 de agosto – 19 de agosto)

Astonishing X-Men #4. La historia me sigue pareciendo lenta, pero interesante. La pelea Kitty – Emma Frost es de las que llevábamos un tiempo esperando ver. Las intenciones del Club Fuego Infernal empiezan a aclararse. Los gags con Lobezno son, directamente, una pasada de divertidos (sobre todo por la caracterización que Cassaday le da). Y, luego, en la línea de Whedon, dos revelaciones finales que te dejan o con la boca abierta (la de la identidad de Perfección) o bastante indiferentes (lo de Coloso y Breakworld). Cassaday en su línea.

Los Nuevos Thunderbolts: Civil War. No sé si es porque esta serie sale cada X meses o si es por otras razones, pero me cuesta seguirle el hilo. Y eso que me encanta. No sé a dónde se quiere llegar con lo del Gran Maestro. Me he hecho un lío con lo del Espadachín y Zemo. Y, por si fuera poco, acaba metida (precipitadamente como todo lo relativo a ello) en la Civil War. En el bando pro – registro. Algo coherente, por otra parte. Me gusta mucho la idea de los Thunderbolts cazando a otros villanos para “reformarlos”. Qué juego espero que le dé esto a Warren Ellis.

52. Semanas 1 a 5. No sé qué hacer. No sé si seguir o no adelante con esta serie. Cuenta con un par de ventajas: el precio y que me gusta la forma de contar la historia. Cuenta con una desventaja: no me interesa lo más mínimo lo que les pasa a los personajes que pululan por la serie, salvo lo relativo a la JSA, los Titanes y los Outsiders. Lo mismo pillo un par de números más para decidirme.

Photo Sharing and Video Hosting at Photobucket

New X-Men #23. Definitivamente, si ésta no es la mejor serie de todo Marvel en estos momentos, pocas series se me ocurren que estén por encima de ella. Kyle y Yost enlazan todas sus historias a la vieja usanza, con una historia-río que engancha, que está bien escrita, que tiene momentos absolutamente dramáticos y otros que son, directamente, de los que pasarían a la historia si estuvieran en alguna de las series “mayores” de la Patrulla X. Así que no sé a qué esperan para ir a comprar toda la etapa de Kyle y Yost, que este último año ha sido de lo mejor de Marvel en mucho tiempo. Centrándome ya en este número, Iron Man y Miss Marvel llegan a la Iglesia-base de William Stryker y encuentran varios cadáveres, entre ellos el de Ícaro. Así que Carol, por su vieja relación con la Patrulla X, decide ir a comunicárselo. Y, de paso, dar la brasa con lo del registro. Tendremos, así, una de las mejores escenas de toda la Civil War, con Emma Frost dándole un repasito a Miss Marvel de los graves, crueles y dramáticos acontecimientos que han tenido que soportar SUS estudiantes (Emma está como nunca en esta serie) mientras Los Vengadores se dedicaban a ir por ahí obligando a los superhéroes a registrarse. Si todo esto ha pasado sin que se supiera la identidad de sus alumnos, a saber qué ocurriría si la Patrulla X aceptara el registro. Lo dicho, de antología esta escena, sobre todo esa en la que Emma usa sus poderes para meter a Carol en un ataud junto a Max Jordan, el último estudiante asesinado por Stryker. Y a ver qué nos depara este nuevo subargumento con Nimrod en busca de Forja y Tormenta.

 

Ultimate X-Men #7 y 8. Y de la mejor serie mutante a la más floja. Ah, no, que la más floja es la de Lobezno: Orígenes (con su infumable primer arco argumental). Pues a la segunda más floja. Kirkman se atreve a firmar este arco argumental con Elliott Boggs en plan villano y con poderes a lo “Proteus + Mente Maestra”. Me abuuuurroooo. Lo más interesante, lo de Jean, el Fénix, la Iglesia Shi’ar y la bronca Coloso – Rondador Nocturno.

 

Y, el último hombre #10: Continúa el viaje de Yorick y, en esa ocasión, acaba en una sesión de sado de forma involuntaria cuando la agente 711 decida poner a prueba al último hombre de la Tierra para comprobar de qué pasta está hecho. Presenciaremos revelaciones de esas que muchos hombres no se atreverían a hacer, comprobaremos que la moral americana está muy enferma y, finalmente, veremos que Yorick es más importante aún de lo que creemos. Otra gran serie. De las que deseo leer nada más comprar.

Capitán América #21. Con el final de la batalla entre el Soldado de Invierno, el Capi, Sharon Carter, Union Jack y Spitfire contra Cráneo Rojo y el Durmiente. Y, de paso, más revelaciones y cabos sueltos. Gran guión, gran dibujo. Gran serie. A ver cómo soluciona Bru la papeleta de tener que meter sus tramas en la Civil War.

 

Distrito X: Subterráneo. Supongo que tendré que decir eso de “Más vale tarde que nunca” porque lo cierto es que este tomo me ha gustado mucho. Aunque ya lo daba por perdido, Panini finalmente publicó este tomo año y pico después de cuando le debería haber tocado y ya podemos disfrutar de las dos últimas sagas de la serie. La primera nos lleva a antiquísimos conceptos de la franquicia mutante adaptados al siglo XXI: el rechazo a las deformaciones que produce la mutación y los Morlocks. Con la historia del adolescente-gusano se nos introduce ante la realidad de muchos mutantes no tan agraciados como la Patrulla X, cuyos cuerpos han sido deformados hasta el punto de no parecer humanos. Esto ha hecho que los demás los hayan tratado como animales y que, en el caso del villano del tomo, han sido abandonados hasta por sus propios padres. Esto hará que, realmente, se comporte como un animal y cometa asesinatos, canibalismo, etc, Aprovechando que el malo vive en las alcantarillas, tenemos la presentación de un nuevo grupo de mutantes que viven en ellas, liderados por el telépata Melek y de carácter más pacífico que el grupo de Calisto. La segunda historia es más típica, con un mutante que descubre sus poderes mutantes, pero muy conmovedora, sobre todo con ese final en el que el joven, antes de saber que era mutante, conoce a la chica-mutante- de sus sueños. Lan Medina hace un muy buen trabajo a lo largo de todo el tomo.

 

Coleccionable X-Men 2 #15: finaliza la historia centrada en la Tormenta adolescente y la revancha del Rey Sombra. Hace su primera aparición Gambito (con los poderes de seducción que no ha vuelto a mostrar demasiado… al menos conscientemente), reaparecen Nanny (que los chicos majos de Panini llaman NanCy porque… porque no se fijan en lo que hacen, supongo) y el Creahuérfanos, los sabuesos (curiosamente, con el mismo traje llevarían en el futuro de Rachel Summers, así que el Rey Sombra algo tendría que ver en ese futuro) y, a continuación, vuelve él. Jim Lee. Dios. Y comienza a dibujar el arco argumental centrado en Lobezno, el Capitán América, la Viuda Negra, Madripur y tal. Historia mítica del Universo Marvel, vamos.

 

Patrulla X Extra Verano 1995: Guión de Glen Herdling (conocido en su casa) y dibujo de Ian Churchill en la historia principal. Calibán secuestra a Júbilo para que la Patrulla X le entregue a Dientes de Sable, como venganza por haber matado a Los Morlocks durante la Masacre Mutante. Kitty Pryde y Dientes de Sable se meten en los túneles Morlocks para rescatar a Júbilo. Sin ser una gran historia, se deja leer muy bien. Luego hay otras historias centradas en personajes como Bishop (echando de menos a Malcolm y Randall) y Pícara (una truculenta historia en la que Mística fabrica un androide para seducir a su hija). Otro aspecto interesante es un cuaderno en el que se comenta cómo se llegó al diseño de algunos personajes del grupo, como Fénix. Esta información también puede encontrarse en el libro de Julián M. Clemente “El precio de un sueño” (muy recomendable, por cierto).

Clásicos DC Los Titanes #1 (#3 y 4 USA): Los Titanes contra el demonio Goth. Me está gustando esta serie, a ver si sigue así. Humor, aventura, ideas un tanto alocadas, buen dibujo.

 

Factor X vol1 #3: Cíclope, la Chica Maravillosa, Ángel y el Hombre de Hielo se enfrentan con Torre para hallar el paradero de Bestia, quien está sedado en el laboratorio del Dr Maddicks. Éste investiga la mutación de Hank para hallar una cura para su hijo Artie, horriblemente deformado y mudo por su condición de mutante. Drama, odio antimutante, tiempos más sencillos… Esta serie empezó flojita flojita, menos mal que luego llegaron los Simonson.

 

X-Men vol 3 #20: Mike Carey ya ha conseguido que engancharme. No está, ni de lejos, al nivel de New X-Men (la serie actual, la de Kyle y Yost, no la de Morrison) pero apunta maneras para ser una serie con un nivel excelente. Los Hijos de la Cámara son un grupo de villanos que tienen su interés, resultan bastante llamativos y son un soplo de aire fresco tras una temporada en la que los “malos” eran siempre los mismos: Los Centinelas y antiguos villanos. Sin embargo, el punto fuerte de esta serie es la interacción entre los personajes. Claro, que tampoco era difícil destacar con la pésima caracterización que Milligan dio a los personajes. Las relaciones entre los personajes del grupo están bien llevadas. La complicidad inicial entre Cable y Bala de Cañón, la relación de amistad que surge entre el Hombre de Hielo y Bala de Cañón, el encuentro entre Anole y Estrella del Norte, lo que parece surgir entre Mística y el Hombre de Hielo, la interacción entre Cable y Dientes de Sable (ese duelo de voluntades en la celda está muy bien realizado). Por lo demás, esta vez los villanos no presentan personalidades planas u objetivos poco claros. Al igual que la Patrulla X, Los Hijos de la Cámara sólo quieren sobrevivir, la diferencia está en que unos mediante la convivencia con otras especies y los otros destruyendo al resto. Está claro que el principal referente de estos personajes son Los Neo que creó Claremont, pero éstos están, por el momento, mejor realizados.

 

 

JSA Clasificado #2: El primer tomo, sin estar mal, me pareció que no era para echar cohetes. Sin embargo, este segundo tomo supone una clara mejora. Honor entre Ladrones, la primera historia, a manos de Jen Van Meter y Patrick Oliffe, supone una mirada desde dentro a un grupo de villanos. La Sociedad de la Injusticia es un grupo que había pasado alguna que otra vez por la serie principal y que aquí vemos a través de los ojos de uno de ellos, quizás el “alma del grupo”, Icicle. No es una historia que esté especialmente bien levada, pero sí que deja buen recuerdo y tiene un par de giros argumentales interesantes. El dibujo de Oliffe cumple. La segunda saga, La Lanza y El Dragón, está a manos de Peter Tomasi y Don Kramer y, aunque es menos interesante que la anterior, se deja leer y cumple con dos semi Tie-Ins de las Crisis Infinitas 2 (que no sabía yo que transcurrían en fin de año, pero claro, tampoco me las leí ni pienso hacerlo). Lo más que me ha gustado es el artículo final del tomo repasando la trayectoria de la Sociedad de la Injusticia desde los años 40 hasta la actualidad. Son artículos como estos los que consiguen lectores y, probablemente, los que, a la larga, harán que DC arraigue en España en detrimento de Marvel, cuyas ediciones siguen sin contener “extras” de un mínimo de calidad (las presentaciones de Clemente cumplen y las de Raimon son adlianas, pero ya está, nada de artículos informativos para conseguir nuevos lectores).

 

Ultimates 2 #8: Y se acabó. Millar y Hitch culminan su etapa en The Ultimates y lo hacen con un especial espectacular en el dibujo y realmente soso en el guión. Normal porque el último número tiene 8 páginas de poster central (y sin chica desnuda) y el resto de las páginas son splash pages o semi splash pages, eso sí, dibujadas de la leche. Se atan cabos sueltos como lo de la Viuda Negra. Thor y los asgardianos derrotan a Loki. Los Ultimates dejan de trabajar para los USA. Tony Stark encuentra nueva chica con la que pasar el mes. Wanda flirtea con Ultrón. Mercurio tiene poses amaneradas, Hany Pym acaba en la cárcel. ¿He dicho ya que el dibujo mola?