Lecturas semanas (17 al 23 de septiembre)

Toto, The Wonderful Adventure: No pensaba comprarme ningún manga más, pero éste me ha llamado la atención por ser una recreación del Mago de Oz. De momento, pinta bien. Un dibujo interesante y una historia que, aunque es previsible hasta cierto punto, está bien contada. Espero que no sea demasiado largo este manga,

Astonishing X-Men #5: Macabro. Así es como lo clasificaría. La Reina Blanca juega con la mente de Kitty Pryde y Whedon nos muestra una historia que nos prepara para el final de la saga. Está avanzando lentamente, pero parece que ya va cogiendo forma. ¿Qué nos deparará el siguiente número?

Pantera Negra: La novia de la Pantera: Ya lo he comentado más extensamente en Hemeroteca X-Men, pero diré que, pese a no ser necesaria, pues esta historia no está del todo mal. Floja, pero hasta hace gracia en algún momento.

Y, el Último Hombre #11: Como siempre, una de las mejores lecturas del mes. Qué ganas dan de leer esta serie.

Eternos #5: Una historia plana de Gaiman, aunque se van moviendo las piezas lentamente. Romita bien, gracias.

Fray #1: Magnífica historia. Joss Whedon nos muestra el legado de Buffy. En el siglo XXI, una cazadora (aparentemente Buffy) se sacrificó, o se cree, para que acabar con el mal en el mundo. Y lo consiguió. Varios siglos después, los vampiros han vuelto y una nueva cazadora despierta. Melaka Fray. Y no podría ser más distinta de Buffy, Kendra o Faith. Bueno, en realidad tiene una parte de las tres. Whedon nos sitúa ante una historia que se desarrolla de una forma similar, por el momento, a como se desarrollan sus series de TV. Personajes carismáticos, giros argumentales, personajes torturados… A ver cómo acaba.

Photo Sharing and Video Hosting at Photobucket

4F #14: La Guerra Civil se cobra una víctima inocente y La Cosa toma una decisión que cambiará su vida. Una historia muy plana Straczynski. La serie de La Cosa, por otro lado, es bastante divertida. Tampoco es una maravilla, pero entretiene y Dan Slott se divierte explorando todos los tópicos en torno al personaje.

Sleeper #1: Si el volumen 1 de Sleeper (que me tengo que releer que lo leí hace ya la tira cuando salió en grapa) nos contaba cómo Holder Carver trataba por todos los medios de salir de su misión encubierta sin descubrirse y, también, de no caer en el lado oscuro, con el final del volumen 1 el juego cambió. Carver, harto de ser utilizado por Lynch y O.I., decide permanecer junto a Tao. Esto dará pie a que Brubaker explore uno de los dos hilos conductores de esta segunda temporada: la relación entre Carver y Gretchen, Miss Misery. ¿Puede surgir el amor entre dos seres tan salvajes, tan diferentes y, en el caso de ella, tan maníacos? ¿Es un amor sincero? ¿A qué les llevará? Brubaker empieza a apuntar hacia dónde quiere llevar esta relación de pareja desde la primera página y su final, en el segundo volumen, no podría ser más alucinante. El otro hilo conductor de la temporada será la vuelta de Lynch y la oferta de ayuda a Carver para dejar el grupo terrorista de Tao. Brubaker nos sorprenderá a todos con el choque constante entre esos dos grandes titanes del universo Wildstorm, que usan a las personas como meros peones en su juego de estrategia política. Los dos quieren poder y los dos usan métodos similares, pese a sus ideologías opuestas, para obtenerlo. Brubaker en estado puro. Y Sean Phillips haciendo maravillas a los lápices.

Sleeper #2: Tras 18 números de serie, Brubaker saca la artillería pesada y la acompaña en varios momentos de un cinismo brutal. Los secundarios, como viene siendo habitual en Brubaker, son prescindibles. Los figurantes más aún. Grandes carnicerías aparecen en estas páginas en las que, además, el retorno de Grifter nos lleva al recuerdo de otra gran miniserie de Bru, Point Black, precuela oficiosa de Sleeper. Especialmente salvaje, y casi morboso, resulta el número dedicado a explorar cómo Miss Misery se pone «a punto» para las misiones. Durante toda la historia de Sleeper, Brubaker ha sabido mantener la sensación de que todo puede pasar en estas páginas y, por fin, los lectores somos testigos de ello. Muy pocos personajes sobrevivirán al último número y ni siquiera ser el protagonista te da más oportunidades de ser uno de los elegidos. Para no destripar demasiado, puesto que esta serie es de las que hay que disfrutar sin spoilers, sólo diré que lo que más me ha sorprendido en este tomo es la genialidad del guionista para retratar a Miss Misery y su relación con Holden. Como ya dije respecto al tomo anterior, Sean Phillips es el complemento perfecto a los guiones de Brubaker. La espera para poder leer este volumen 2 ha sido larga, pero ha merecido muchísimo la pena.

Photo Sharing and Video Hosting at Photobucket

Runaways #5: Vaughan es el rey del giro argumental. Traer de vuelta a Geoffrey Wilder y a un nuevo Orgullo vuelve a darle vidilla a la serie. Alphona fantástico.

Ultimate SpiderMan 16 y 17: Cien números de la serie de Bendis y Bagley. Y la saga del Clon pinta bien. Sobre todo porque los diálogos están mejor de lo habitual en Bendis.

BM Lobezno 20: Nos seguimos acercando al final de la serie española y, justamente, nos deja en medio de una gran etapa, la de Larry Hama. Qué pena que las ventas no acompañaran porque es una de las sorpresas de cada mes.