¿TIENE LA GRAPA LOS DÍAS CONTADOS?

UM.- El año que viene va a ser el año de las grapas.

AMV.- Un poquito sí, la verdad. Si bien es cierto que es un formato que quizá, sólo quizá, tenga los días contados, ahora mismo estamos viviendo un renacimiento de Marvel impresionante; a nivel de ventas, a nivel de calidad, a nivel de todo, vamos. Si queremos llegar con este material a grapas y a librerías, a estos efectos las grapas siguen funcionando realmente bien.

Esto lo dice Alejandro Martínez Viturtia en su entrevista mensual en Universo Marvel. Una entrevista que, una vez más, no aporta nada, todo es en plan «El mes que viene Supreme» (como lleva siendo desde el principio) y en la que se da a entender que la Línea BM se va a la mierda (a ver si sacan los clásicos en formatos decentes por fin… los integrales son mi esperanza) y que tras Civil War nada será igual. Ah, y anuncia alguna publicación en el formato «estafa al friki y corre» BoMe.

Bueno. ¿La grapa tiene los días contados? Pues, en mi opinión, . Por desgracia. Tanto en Panini como en Planeta (la de Recerca creo que ya yace en paz…). Pero Planeta la mantendrá más tiempo, tampoco mucho más. ¿Por qué? Porque se lo está montando bien. Está en campaña de fidelizar clientes y captar nuevos con artículos, fichas, etc. Tanto en la grapa como, sobre todo, en los tomos. Y también está en campaña «saturemos el mercado que ya luego cerramos lo que no venda de verdad». En un par de años, de Panini seguir como hasta ahora, Marvel y DC se igualarán entre los lectores (y eso que, en mi opinión, la Marvel actual está infintamente mejor que DC). Panini, ponte las pilas y replantea tus secciones en los cómics. Que sí, que los Spot On están bastante currados y son perfectos para solucionar cuestiones que vemos en los cómics y, al mismo tiempo, vender parte de los productos de la editorial. Que los artículos introductorios en los tomos a veces están bien, sí. Pero no crean cantera. Todos aquellos que empezamos a leer cómics en los 90 y aún seguimos, pese a iniciarnos en aquella marabunta de publicaciones en las que había absolutamente de todo, estamos aún aquí porque en los 90 los editores de Fórum contrataron (o soportaron que nunca lo he tenido claro 😛 ) a una serie de articulistas que sabían transmitir su pasión por los cómics mediante escritos incluidos en las publicaciones en grapa que no sólo profundizaban en los personajes y sagas que leíamos, sino que azuzaban el interés de los lectores por querer leer esos cómics e historias a los que se hacía mención en los artículos. De ellos, sólo Raimon Fonseca sigue en Panini. Y aunque a veces sus artículos me parezcan poco llamativos, sí que cumplen esa función. Los artículos no subían las ventas del mes, pero sí que, a la larga, creo que sus efectos han sido claros. ¿Cuántos de los que estáis leyendo esto empezásteis en los 90 y seguís aquí, en parte, porque los artículos os hicieron picar con otras series y buscar números atrasados? En ese sentido, Planeta se lo monta mejor porque «ayuda» con la información extra en los tomos y alguna cosa en grapa también cae de vez en cuando. Pero también su grapa acabará cayendo.

Además la grapa de Panini cuenta ahora mismo, tras el cambio de papel y de portada, con unas ediciones que dan bastante grima. Ojo, la de Planeta es exactamente igual y da grima también. Pero Planeta empezó directamente con esa edición tan mala y Panini se ha limitado a «pasarse al lado oscuro». Los lectores hemos notado que la grapa es menos consistente y, encima, seguimos pagando lo mismo. Si a eso le sumamos la retirada del kiosco de Panini porque dicen los kiosqueros piensan que los cómics no dan beneficios, pues sí, todos los indicios nos llevan a pensar que la grapa tiene los días contados. Es un formato poco competitivo, endeble, aporta poca lectura (24 páginas se leen en menos de 4 minutos generalmente) y, para las ediciones actuales, resulta hasta cara. De ahí el formato 48 páginas que se ha extendido en los últimos 3 años.

A disfrutarla que poco nos queda. Eso sí, lo peor que llevo es pensar que tendremos Marvel en tomacos. El recuerdo de la etapa oscura de Norma me produce escalofríos. Por lo menos esperemos que Panini solucione la mierda de ediciones de tomos que tiene para cuando esto suceda.