Inicio > Cómics > Últimas lecturas mutantes

Últimas lecturas mutantes

Tras unos días en los que apenas he conseguido ponerme delante de la pantalla de un ordenador para otra cosa que no sea estudiar (bueno, y usar el MSN un ratito), vuelvo a la carga. Como se me van acumulando las lecturas, pues voy a ir pausando las impresiones de las últimas novedades que he leído. Hoy empiezo con las series mutantes (por eso de que son más), en las que, como siempre, hay de todo. Espero que el blogger no tenga ningún cuelgue como la última vez…

New Xmen 108: Grant Morrison y Phil Jimenez. Planeta X, conclusión. Uno de los mejores cómics de mutantes que he leído en muchos meses… quizá años. Aunque la última parte de la etapa de Morrison ha sido bastante… irregular (Asalto a Arma Plus, por ejemplo) y que el inicio de Planeta X pecó de ser excesivamente lento, en este número Morrison echa el resto y consigue un número muy redondo. Muchos de los flecos que ha ido dejando atrás se cierran en este número. Por ejemplo, el Fénix renace con todo su esplendor y nos reencontramos con Emma Frost y la Bestia, perdidos desde hace un par de números. La guerra en Manhattan se desencadena con importantes divisiones en las filas de Magneto. Sólo el Sapo es fiel a su líder, incluso Esme le cuestiona abiertamente (la evolución de este personaje está muy bien desarrollada). Ángel II, Pico, Ernst y Martha se rebelan (y atención a cierta frase que le dice Magneto a Ernst, porque es uno de esos pequeños guiños que se convertirá en sorpresa en la próxima saga). Impresionante la pelea entre Cíclope y Magneto, que muestra por qué Cíclope se ha convertido en un gran personaje con la llegada del escocés a la serie. Todos los peones del gran juego de ajedrez que se ha montado Morrison en su etapa tienen una función clave: la muerte de Esme, la llegada de Pico y Fantomex, la Bestia, las Cuclillos, Logan, Jean, Xavier y hasta Xorn. Magneto, en un ataque de locura, olvida su verdadera identidad y pasa a ser, simplemente, Xorn. Pero no el curandero Xorn, sino Xorn-Magneto, un ser cruel, despiadado y que va ciego de COZ. El asesinato de Jean provoca uno de los momentos más impactantes de toda la historia de los X-Men: Lobezno decapita a Magneto. Lástima que después haya pasado lo que ha pasado con este personaje… En cuanto al X-Men Unlimited de Mariposa Mental… no sé, ¿no tenían ningún preview de alguna próxima serie que meter? Es que es malo, pero malo, malo, malo, malo…

Patrulla X 108: Chuck Austen y Philip Tan. Los Draco, parte 4 y 5. Cada vez que compro esta serie pienso que estoy tirando el dinero, pero como luego acabo riéndome un montón, pues… Sigue la historia del padre de Rondador Nocturno y el resto de su familia. Demonios, mestizos, Mística… y un Ángel. Resulta que el tal Azazel es un mutante muy antiguo y que fue desterrado a otra dimensión por ¿mutantes ángeles? ¿ángeles mutantes? y que es el que da origen al mito del Diablo, Satán, Belcebú, etc… No sé si esta saga es el germen de la teoría de las “castas mutantes” que tendremos a partir de ahora, pero, vamos, que me parece un sinsentido total. Bueno, la cuestión es que Azazel quiere salir de su dimensión y, para eso, se dedica a ir fecundando a mujeres a diestro y siniestro en busca de hijos teleportadores. Como muchos no quieren que su padre ande libre, se niegan a abrir portales y él manda que los maten. Pero claro, Xavier siempre tiene que meter las narices en todo, así que él, Annie y Polaris llegan a la Isla Des Demonas y Polaris usa sus poderes para ampliar los restos residuales de un portal ¿? (¿Desde cuándo hace eso esta mujer? Por otro lado, el subargumento de Sammy el niño Pez, Juggernaut y Estrella del Norte termina degenerando totalmente. Aparece por ahí una Alpha Flight high-tech que me da la risa (¿Sasquatch con armadura? JA!). En fin. Que menos mal que esto se va acabando ya… Curiosamente, Tan me parece lo mejor del número… lo que ya es triste…

Xtreme Xmen 35: Chris Claremont e Igor Kordey. Intifada, conclusión. Kordey vuelve a sus fueros. Figuras raras, caras raras, etc. Vamos, que no pega, narra bien, etc, etc, pero que no, para esta serie (o cualquiera de superhéroes de este estilo). La historia está muy bien llevada. Continuamos en la fiesta de la Corporación X. Pícara, Magma, Bala de Cañón y Mancha Solar empiezan a investigar las intrigas de la Corporación. Claremont tira de continuidad para sacar algunos personajes, subtramas y para ir planteándonos las historias posteriores (la que saldrá en el tomo Tormenta: La Arena y la última historia de la colección: Prisionero del Fuego). La conclusión de la historia me parece correcta: Bogan manipula a Émpata y éste a Magma y Mancha Solar, dejando un anticipo de la intriga de los próximos números. La última hoja me parece magnífica: en medio de un discurso moralizante de los de Claremont, se deja entrever un odio que no desaparecerá nunca: un niño cargando una escopeta con un poster de “la pureza” detrás. La guerra entre mutantes y humanos está lejos de acabar…

Lobezno 25 -26: Greg Rucka y Leandro Fernández. El paso del coyote 2 y 3. Cuando escuchaba que esta etapa era una de las mejores de Lobezno me lo llegué a creer, es decir, tanta gente no podía estar tan equivocada y, claro, comparado con lo anterior, tenía, por fuerza, que ser bueno. Pues no. Ya llevo 9 números de Rucka y esto es un rollo. Pero un GRAN rollo. Ninguna de las dos historias son innovadoras. Ninguna de las dos historias tienen un interés mínimo (salvo el epílogo de la primera). Y, lo que es peor, ninguna de las dos historias lleva a nada. La primera saga ya vimos que sólo sirvió para presentarnos a Cassie Lathrop, y ésta sólo sirve para que veamos que una historia que se contaría en 24 páginas, puede alargarse a seis números y seguir siendo de interés nulo. La agente Lathrop sigue obsesionada con Logan (y se mete en una fábrica en llamas buscándolo…), Logan tiene sus contactos en todas partes (como siempre), Logan es más chulo que nadie (como si no lo supiéramos ya) y, oh, sorpresa, Rojas es una mujer embarazada (¿y qué?). En fin. Más de lo mismo y, encima, malo.

Mística 1 y 2: Brian K. Vaughan y Jorge Lucas. Bella y letal 1-4. Una de las mejores series mutantes de estos tiempos. Vaughan no sólo se toma la molestia de hacer historias bien escritas, sino que desarrolla a todos los personajes que toca: le da a Mística un nuevo enfoque en sus poderes y en su modus operandi, le otorga a Xavier un papel casi conspirador como no ha tenido nunca, retrata a Forja con una personalidad cercana a la de sus primeras apariciones… Los secundarios están bien tratados y la historia avanza con sorpresas (lo de Xavier vestido de Magneto es una GRAN jugada, ¿no?). Xavier es uno de los personajes que más gana en esta serie. Muestra niveles de crueldad tremendos y, al mismo tiempo, una sensibilidad acorde con la personalidad que le hemos conocido durante todos estos años. En definitiva, una serie interesante, divertida (gagas impagables: Fidel en el aeropuerto y “el origen secreto” del contacto de Mística en La Habana) y una trama sólida.

Nuevos Mutantes 1: DeFilippis, Weir, Grant. Tanto la historia como el dibujo son flojos, pero esta serie cuenta con otro tipo de alicientes: la nostalgia y, sobre todo, los personajes. Moonstar, Karma, la nueva generación de mutantes… Empieza floja y la cosa seguirá parecida, pero el ejercicio de pura nostalgia me es suficiente. Y la historia no está mal del todo.

Emma Frost: Enseñanza Superior: Karl Bollers y Randy Green. Una de las sorpresas más agradables de los últimos tiempos. No es una gran historia, el dibujo es bastante correcto y tampoco es que sea muy espectacular, pero la historia es muy entretenida. Cuenta aspectos desconocidos hasta ahora de Emma Frost y lo hace de una manera muy coherente con la personalidad de la Reina Blanca (aunque hay algún fallo de continuidad, como la edad de Cordelia Frost y que aparezca la Patrulla X en un momento dado, cuando, según el mes minus 1, Emma Frost ya iba por las calles de Manhattan ganando dinero usando sus poderes antes de la formación de la Patrulla X. Muy recomendable pese a estos fallos.

Ultimate X-Men 26: Brian K. Vaughan y Brandon Peterson. Por fin levantamos cabeza en esta serie. Nuevos mutantes que aparecen, mejor interrelación entre los protagonistas, una de las mejores ultimatizaciones de un villano mutante (Siniestro, sólo superado por Magneto). La cosa promete. Ya era hora, que menudo truño estaba siendo esta serie…

Lobezno – Punisher: El santuario del mal: Peter Milligan, Lee Weeks. Trabajo alimenticio de Milligan. Mala leche, ironía, buen tratamiento de personajes y poco más. La historia es un poco absurda y rebuscada, pero por lo menos entretiene. El dibujo es muy bueno.

Categorías:Cómics
  1. Aún no hay comentarios.
  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: