Inicio > Reflexión > Reflexionando un poco…

Reflexionando un poco…

Hasta ahora no he hecho esto en Graymalkin Lane. Sí que he actualizado mi fotolog con comentarios sobre acontecimientos de actualidad y cosas así, pero hasta ahora he dedicado mi blog a mis “vicios” y no a dejar comentarios sobre lo que pienso acerca de este mundo en que nos ha tocado vivir.

El viernes hará un año del atentado del 11M. Un aniversario triste y que no debemos olvidar por lo que marcó (y marcará) y por las víctimas inocentes que hubo y hay. No voy a entrar a criticar actuaciones políticas ni previas ni posteriores al atentado, ya que tengo muy claro por qué y a causa de qué fuimos convertidos en objetivo terrorista y también estoy seguro de que el terrorismo no tiene explicación (bueno, sí, optar por la vía más violenta cuando tus ideas no llevan a ninguna parte o estás tan obstinado en ellas que eres incapaz de salir de ellas), por lo que es una cuestión que no me interesa hablar.

Sin embargo, estos días estamos siendo bombardeados por TODOS los canales de televisión con reportajes especiales, cuenta atrás, entrevistas con las víctimas, reportajes sobre cómo y en qué afectó el atentado a la gente, la ciudad de Madrid y el país. Reportajes que, si bien son informativos (ejem, claro, ¿no?), están orientados hacia un aspecto único: la audiencia. Manipular a la gente con un acontecimiento tan triste como ése para conseguir subir puntos en el share y contratos de publicidad no me parece ni ético ni correcto ni nada de nada. Aprovecharse del dolor ajeno no es pertinente en este caso (y en casos parecidos). Vale que muchos de esos reportajes están destinados a denunciar la situación de las víctimas un año después (datos escalofriantes, como la retirada de la ayuda psicológica, o comentarios importantísimos sobre la manipulación política del atentado, etc), pero si a mí, que el atentado me cogió a 5000 kilómetros, me molesta tener en la retina y en el oído constantemente el atentado, supongo que para las víctimas, sus familiares y amigos no debe ser plato de buen gusto estar recordando constantemente el día en que cambió sus vidas para siempre.

En estos casos siempre hay una enorme diversidad de opiniones y estoy seguro de que para muchas personas esos reportajes sirven de ayuda, pero quizás no habría que hacer un uso tan continuado de ellos. Soy partidario de dejar descansar a las víctimas, de ayudar a los supervivientes a salir adelante y hacer justicia con los culpables, pero no de esta manera.

Anuncios
Categorías:Reflexión
  1. Aún no hay comentarios.
  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: